¿Por qué hay tantas Religiones?

¿Por qué hay tantas Religiones?

¿Por qué hay tantas Religiones?

Episcopal, luterana, metodista, presbiteriana, bautista. . . ¿pero todas cristianas? ¿Por qué hay tantas religiones?

Si conduces a través de la mayoría de las ciudades de Estados Unidos es muy probable que veas una gran cantidad de iglesias diferentes. Desde piedra gótica y torres de madera hasta formas modernas y edificios parecidos a escuelas, la arquitectura no es la única diferencia entre estas iglesias; también varía lo que ocurre en el interior.  

Recuerda unos dos mil años atrás. Es la noche anterior a la crucifixión de Jesús. Según el Evangelio de Juan, Jesús se reúne con sus seguidores más cercanos. Conociendo la adversidad que se avecina, ora con ellos y por ellos. Luego ora por las futuras generaciones de cristianos:

Ruego también por los que han de creer en mí por el mensaje de ellos, para que todos sean uno, Padre. . . . Yo les he dado la gloria que me diste, para que sean uno, así como nosotros somos uno; yo en ellos y tú en mí. Permite que alcancen la perfección en la unidad. Y así el mundo reconozca que tú me enviaste y que los has amado a ellos tal como me has amado a mí.1

Jesús ora por la “perfección en la unidad” para que sus futuros seguidores “sean uno”. Bueno, ¿qué pasó con eso?

Los cristianos a menudo son conocidos por sus disputas y divisiones, no por la unidad, la armonía y la cooperación entre ellos. Aun cuando parecen llevarse bien, se dividen en cientos de diferentes grupos, iglesias y denominaciones; a veces incluso uno al lado del otro en la misma calle.

Esto es confuso para todos. Si tú no eres cristiano y quisieras visitar una iglesia o explorar temas espirituales, ¿por dónde empezar siquiera? Y si tú eres cristiano, ¿no son todas estas divisiones poco saludables? ¿Es que no traicionan el mismísimo espíritu de la oración de Jesús?

Divisiones Entre las Denominaciones

Dentro del cristianismo, hay tres divisiones principales: la ortodoxia oriental, el catolicismo romano y el protestantismo. En los Estados Unidos, las iglesias católicas romanas y las protestantes son las más comunes.2

Mientras que prácticamente todas las iglesias católicas romanas tienen las mismas creencias, formas y estructura, la teología de las iglesias protestantes varía en función de las agrupaciones más pequeñas. Estas incluyen las iglesias episcopal, luterana, metodista, presbiteriana, bautista, y pentecostal, así como otros numerosos grupos.

Además, hay un número cada vez mayor de iglesias que son principalmente protestantes en su doctrina, pero no afiliadas a ninguna denominación específica. Se las considera sin denominación.

Desacuerdos Entre las Denominaciones

Entonces, ¿por qué hay tantas denominaciones cristianas?

Para empezar, no nos olvidemos de que las denominaciones se componen de iglesias, que se componen de personas, que muchas veces simplemente no se llevan bien. Como todo el mundo, los cristianos luchan con el orgullo, el egoísmo, la terquedad, el deseo de ejercer el poder, y la hipocresía, por lo que a veces responden a sus desacuerdos de mala manera.

Esto ha llevado a menudo a debates y divisiones dentro de las iglesias y denominaciones, que a su vez conducen a la creación de nuevas iglesias y denominaciones. Es una situación desafortunada pero una realidad, dada la naturaleza humana. El cristianismo, por supuesto, no está solo en esto, casi todas las religiones se dividen y subdividen en grupos principales por las mismas razones.

Más allá de todo eso, los cristianos a veces tienen desacuerdos legítimos sobre las creencias o las prácticas que son de naturaleza más secundaria: ¿Qué significa el bautismo y quiénes deben ser bautizados? ¿Cómo deben los creyentes estructurar sus iglesias locales? ¿Quiénes deben ocupar lugares de liderazgo? ¿Con qué frecuencia deben los fieles practicar la Sagrada Comunión? ¿Cómo deben los cristianos interpretar ciertos pasajes de las Escrituras?

Todas estas son buenas preguntas, y las respuestas no siempre están claras o explícitas en la Biblia. El apóstol Pablo animó a los cristianos a ejercer la sabiduría y la humildad en lo que se refiere a “cuestiones debatibles”.3

Diferencias Entre las Denominaciones

Una razón para la existencia de tantas denominaciones es la disparidad de personalidades, pasiones y talentos. Considere a los individuos por un momento. Algunas personas se conectan mejor con Dios a través del ejercicio de sus mentes o mientras están en la naturaleza. Otras experimentan la espiritualidad a través de la expresión creativa o artística. Y otras sienten una conexión sagrada o divina cuando sirven a otros o ayudan a los que sufren.

Si bien todos estos son medios admirables y válidos para conectarse con Dios, no es de extrañar que hayan surgido las diferentes iglesias e incluso denominaciones enteras que encarnan estas personalidades distintivas.

Otra razón se relaciona con el papel de la tradición. Algunas personas aprecian la estructura y el patrimonio de adorar a Dios de acuerdo a las tradiciones transmitidas durante muchos siglos. Así que podrían estar más cómodas en iglesias ortodoxas, católicas romanas, episcopales o luteranas. Otras, sin embargo, prefieren explorar maneras nuevas y diferentes de adorar a Dios o practicar su fe y podrían sentirse encasilladas por los rituales o tradiciones. Por lo tanto, una iglesia sin denominación podría sentarles mejor.

La cultura juega un papel fundamental también, la gente de diferentes culturas practica su fe en formas distintivas. No debería sorprendernos si las iglesias de un pueblo Inglés de clase media son muy diferentes de las de un pueblo de África devastado por la guerra y la pobreza. En consecuencia, las iglesias y denominaciones enteras varían mucho dependiendo de la ubicación geográfica y los valores culturales de las propias personas.

Por supuesto, estas no son las únicas razones por las que existen diferentes denominaciones, pero las cuestiones prácticas como éstas a menudo desempeñan un papel importante en las divisiones de la iglesia.

Unidad de las Denominaciones

Por último, cabe señalar que la falta de uniformidad entre las denominaciones cristianas no implica necesariamente una falta de unidad. Independientemente de la iglesia, denominación, la cultura o la ubicación geográfica, hay algunos rasgos centrales que unen a casi todos los cristianos.4

Los cristianos creen en un Dios único de naturaleza trinitaria, formada por el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Creen que todos los seres humanos son pecadores y tienen necesidad de la gracia. Además, los cristianos sostienen que solo Jesús, a través de su vida, muerte y resurrección, hace posible que podamos experimentar el perdón y la gracia de Dios. Los cristianos también creen que la Biblia revela con mayor claridad estas verdades espirituales.

Como escribió un cristiano una vez: "En lo esencial, unidad; en lo no esencial, libertad; en todas las cosas, caridad".5

  1. La Sagrada Biblia, Nueva Versión Internacional © 2011, Juan 17:20b–23, letra bastardilla agregada.
  2. Véase Handbook of Denominations in the United Stated [Manual de denominaciones en los Estados Unidos], de Craig D. Atwood, 13° ed., (Nashville, TN: Abingdon, 2010).
  3. Véase La Sagrada Biblia, Romanos 14:1ff.
  4. Por ejemplo, véase el Credo de los Apóstoles o el Credo de Nicea para las declaraciones casi universalmente aceptadas de la fe en el cristianismo.
  5. Esta cita se atribuye generalmente a San Agustín, pero no se sabe si fue el autor. Véase la discusión en History of the Christian Church [Historia de la Iglesia Cristiana], de Philip Schaff (Grand Rapids, MI: Eerdmans, 1965), vol. 7, 650–653.
  6. Crédito de Foto: Forewer / Shutterstock.com.