Dios en un Tubo de Ensayo

Dios en un Tubo de Ensayo

La razón científica no puede verificar el amor, la verdad o el significado, pero entonces, ¿cómo los encontramos? Jon Tyson explora cómo satisfacer esos anhelos humanos.

Preguntas para Discusión y Reflexión Personal

  1. ¿Crees que puedes probar o refutar a Dios?
  2. ¿Cómo has tratado de satisfacer tus anhelos de amor, verdad y significado?

Cuando se trata del tema de Dios, no creo que se puede demostrar que hay un Dios, y no creo que puede demostrar que no hay un Dios. Así que tratar de simplemente comprender un ser espiritual a través del racionalismo científico, no creo que ese sea el lugar para encontrar a Dios. No es posible que pueeda ser verificado en un tubo de ensayo. Y eso puede desalentar a muchas personas, pero muchas de las cosas que decimos que en realidad le dan sentido a la vida no pueden ser verificadas. No puedes verificar científicamente el amor; No se puede verificar científicamente la belleza, o la verdad o el significado. Así que en lugar de simplemente preguntar qué hay aquí, tienes que moverlo a otra categoría que es una categoría de filosofía de muchas maneras, que está preguntando, ¿por qué estamos aquí? Entonces, leí un libro titulado, "¿Puede el Hombre Vivir sin Dios?" por Ravi Zacharias, y las cuatro grandes ideas que dijo fue el corazón humano –con el fin de prosperar– necesita origen, significado, moral y destino. ¿De dónde venimos? ¿Por qué estamos aquí? ¿Cómo vivimos? Y, ¿existe vida después ésta o es esto todo lo que hay? Pero lo que él dijo que destacó para mí fue: ¿Cómo encontramos significado? Y dijo que para poder encontrar significado, se necesitan un par de cosas: número uno, tiene que haber un profundo sentido de asombro y esto es normalmente lo que obtenemos cuando pasamos tiempo con niños. El mundo se llena de magia y fantasía y cuentos de hadas. He dicho que parte del problema del asombro es en algún momento, roza contra la realidad, y dijo, es cuando empezamos a buscar la idea de la verdad; cuando somos niños pequeños nos enojamos cuando nos damos cuenta que Papá Noel no es real y el Conejo de Pascua es un amigo de la iglesia con una botarga. Y así empezamos a buscar preguntas de la verdad y perdemos un poco de asombro. Pero después de que sentimos, ir en busca de la verdad, nos damos cuenta de que, incluso si tenemos todas la respuestas, el corazón está terriblemente solo. Y luego, normalmente entramos en una búsqueda de amor. ¿Quién me va a aceptar? ¿Quién se entregará a mí sin reserva? ¿Quién va a conocerme y verme y aún así, va quererme? Pero luego cuando encontramos a quien amar, en última instancia, empezamos a hacer la pregunta, ¿cómo puedo encontrar un sentido de permanencia? ¿Va a durar esto? ¡Qué terror que esta relación pudiera terminar! Y dijo, si miras a todos los maestros que hayan vivido, vemos todas las filosofías y todas las experiencias, Jesús es el que mejor responde a la búsqueda del significado. Nos da un sentido de asombro de que hay propósito y misterio para el mundo. Nos dice la verdad sobre el quebrantamiento de la condición humana, y nuestro propio pecado, y también la verdad de que somos muy amados. Él entra no solo en un acuerdo, sino también en una relación con nosotros donde nos ve en nuestro peor momento y de todos modos nos ama. Y vino a darnos la vida etrna. La vida de Dios en el alma del hombre que podría estar con él para siempre. Y cuando escuché esas cuatro cosas acerca de cómo Jesús responde eso, pensé en todo lo que he usado para tratar de responder a esas preguntas y me di cuenta de que Jesús sí resuelve y satisface esos anhelos más o mejor que nadie.